brick-58485_960_720

Utilización de áridos reciclados para la recuperación de espacios mineros

El MAPAMA se compromete a promover el uso de RCDs tratados por gestores autorizados en huecos mineros

El Ministerio de Medio Ambiente confirma que promoverá el uso de Residuos de Construcción y Demolición tratados previamente por gestores autorizados por las comunidades autónomas en los espacios degradados por la industria extractiva

29-05-2018

En una respuesta del departamento de comunicación, el Ministerio de Agricultura y Pesca, Alimentación y Medioambiente, MAPAMA, confirma que promoverá el uso de Residuos de Construcción y Demolición (RCDs) tratados previamente por gestores autorizados por las CC.AA. en los espacios degradados por la industria de extracción de áridos. Desde la Subdirección de Residuos trabajan ya en la elaboración de una Guía para la rehabilitación de huecos mineros con residuos de construcción y demolición. “Un documento que garantice tanto la salud y seguridad de las personas como la protección del medio ambiente” como destaca el comunicado.

Este manual responde a dos objetivos claros, según informa el MAPAMA. Se trata por un lado, de poder restaurar los huecos mineros susceptibles de rehabilitación para recibir RCDs tratados con el fin de devolver al medio ambiente un terreno satisfactorio. Mientras que, por otro lado, esta medida, permitiría acercarse al objetivo del 70% de valorización de RCDs no peligrosos que la Directiva Marco de Residuos y la Ley de Residuos establecen para el año 2020. Precisamente, la publicación de esta guía es una de las orientaciones que establecía el PEMAR (Plan Estatal Marco de Gestión de Residuos 2016-2022) para impulsar la valorización de RCDs.

El sector de los residuos de construcción y demolición afronta una etapa crucial en los próximos meses tras este anuncio que se suma a la actual revisión del Real Decreto 105/2008, que regula la producción y gestión de los RCDs, así como al inminente inicio de conversaciones internas con el Ministerio de Fomento para que tenga en cuenta tanto este RD como el PEMAR para garantizar la utilización del 5% de áridos reciclados en obras contratadas por el Ministerio de Fomento.

De residuo a recurso
El Mapama confirma además, a través de este comunicado, que acorde a los objetivos de valorización impuestos por la Unión Europea es fundamental “establecer medidas de fomento del uso de los materiales procedentes de RCD” para lo que es necesario fijar unos criterios medioambientales para un uso seguro de estos materiales, pero también criterios técnicos que den confianza a los suscriptores de materiales de construcción. El organismo estatal está trabajando en los criterios de fin de condición de residuo de materiales recogidos de manera separada como son el hormigón o los residuos de mezclas bituminosas.

“Para poder aplicar criterios de fin de condición de residuo y mejorar la valorización de los RCD es necesario apostar por medidas de demolición selectiva y separación en origen, ya que contribuyen a reducir el coste del tratamiento y a mejorar las características de los materiales obtenidos tras el tratamiento” puntualiza a través de su comunicación el ministerio.